ico2

Cómo estructurar tu ICO

Hemos recibido muchas consultas sobre una manera rentable de estructurar una oferta inicial de moneda (ICO) de manera rápida y exitosa, por lo que hemos decidido escribir este manual que puede ser beneficioso para muchos de ustedes.

Un ICO es un medio no regulado a través del cual una compañía naciente recolecta los fondos necesarios para iniciar, desarrollar o completar sus proyectos de software basados ​​en criptomonedas o la cadena de bloques.

Usando una nueva criptomoneda, la compañía naciente emite tokens que los inversionistas pueden adquirir a través de las monedas digitales existentes, que suelen ser BTC, ETH o monedas fiduciarias. Una vez que la empresa obtiene el financiamiento requerido para desarrollar su proyecto, los inversionistas desean que las fichas aumenten su valor para obtener un alto rendimiento de la inversión. Se da por sentado que el riesgo asociado con este tipo de inversión es considerable porque no hay garantía de que los financieros recuperarán su dinero si la compañía no obtiene fondos suficientes o si algo no sucede de acuerdo con el plan.

Los inversionistas desean que la compañía emergente supere las barreras legales previas requeridas, tales como: incorporación, términos y condiciones, leyes de seguridad, leyes de productos básicos, impuestos, AML / KYC y protección al consumidor, lo que afirma la veracidad de su existencia y la autenticidad de su negocio.

La estructura corporativa de un ICO.

En una OIC, hay varias estructuras que una empresa debe considerar. Sin embargo, es esencial comprender que la mayoría de los ICO operan a través de una compañía emisora ​​separada y particular (ICO-CO) y una entidad operativa (OPCO). Hay ciertas razones por las que esto debe hacerse.

Los principales argumentos para separar a la empresa emisora ​​de la operación son:

  1. El OPCO se puede establecer en varios países que respaldarán pagos en moneda fiduciaria al personal que desarrollará el proyecto.
  2. En algunas circunstancias, será difícil obtener una cuenta bancaria para el ICO-CO, mientras que para el OPCO será mucho más simple, sin embargo (por razones fiscales y legales), puede transferir las tarjetas recibidas durante las ventas de El ICO-CO a OPCO a través de un acuerdo vigente.
  3. Puede haber otras entidades comerciales ventajosas, como fundaciones y fideicomisos, que son buenas para emitir el ICO pero no son adecuadas para el negocio actual.

Usar dos entidades al construir la estructura de un ICO es extremadamente importante

Impuestos: una vez que esté operando dos entidades, puede utilizar la jurisdicción apropiada que presenta la tasa impositiva efectiva más baja en las actividades de su empresa. Sin embargo, aunque es poco probable que ocurra para una nueva empresa, se debe tener precaución para evitar incurrir en un tratado fiscal.

Montos: las leyes de costos varían de una jurisdicción a otra, donde algunas tienen menos restricciones. El punto clave aquí es establecer su compañía donde están sus inversionistas y no donde está ubicada la entidad.

Responsabilidad: en ciertas jurisdicciones, las leyes de responsabilidad favorecen a los deudores y no a los acreedores.

Las dos entidades deben establecer un acuerdo de precios de transferencia (TPA), preparado por abogados y asesores fiscales en la jurisdicción elegida. Si el mismo individuo administra las dos entidades, se consideraría una transacción a distancia desde el punto de vista de los asuntos fiscales.

Estructura de una empresa de radiodifusión.

Una vez implementadas las estructuras primordiales anteriores, otra práctica importante, si no la más importante, es la configuración que debe tener el ICO-CO. Muchos ICO-CO operan en una estructura basada en la fundación suiza, panameña o estonia. En consecuencia, un nuevo ICO-CO también debería tener esto en cuenta.

Debe quedar claro que en las operaciones los compradores son personas que adquieren un producto. No son inversores o donantes, sino clientes, que tienen todo el derecho de hacer uso de su producto. Esto es para evitar la existencia de propietarios de tokens con el privilegio o el derecho a las acciones de la empresa, y también es la razón por la que la recaudación de fondos debe realizarse a través de una entidad que no tiene acciones. Las entidades apropiadas para esto son fundaciones, empresas con garantía limitada y fideicomisos.

Las principales advertencias son la necesidad de tener una estructura de trabajo que demuestre que su empresa no es solo una sociedad general donde los fundadores operan con obligaciones conjuntas. También es necesario comprender que, aunque las ventas de los tokens de ICO son actividades no reguladas, se deben considerar temas como las leyes de valores, impuestos, medidas de identificación de clientes, fraude general y responsabilidad extracontractual, etc. Los cuales tienen reglamentos y leyes jurisdiccionales. Finalmente, su ICO-CO debe proporcionar un producto o servicio y cumplir con sus compromisos, y, por supuesto, no debe utilizarse para defraudar a las personas.

En conclusión, asegúrese de que las personas realmente necesitan los tokens emitidos por su empresa y que estos constituyan una solución para sus clientes. La base de dicha emisión debe ser genuina y tangible. Arriesgar el dinero de otras personas es un signo de codicia y falta de diligencia debida. Por supuesto, es posible obtener un beneficio basado en los avances en el mundo de las criptomonedas, pero recuerde que su reputación está en juego y, una vez que se pierde, es difícil recuperarla. El diseño económico y las implicaciones de su plataforma también deben considerarse de manera diligente y juiciosa para evitar que los participantes sufran pérdidas por negligencia. Por lo tanto, cada aspecto del proyecto debe estar bien planificado y estructurado para obtener un negocio eficaz y rentable.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *